¡ALABADO SEA EL SANTÍSIMO!

   

 

 

 

 

El Santísimo Sacramento, centro de nuestra espiritualidad.

U.E Nuestra Señora del Valle

RUMBO A LOS 60 AÑOS 1953-2013

      La U.E Nuestra Señora del Valle comenzó como un internado, el cual brindaba educación primaria a las jóvenes de bajos recursos. Se encuentra en la ciudad de Cumaná en la vía Cumaná-Cumanacoa y es dirigido por las Hermanas “Siervas del Santísimo y de la Caridad”.

La U.E. Nuestra Señora del Valle esta hecha con una edificación de cemento, concreto y bloques, distribuida en tres patios, dos de ellos alojan a los alumnos de tercera etapa y el otro a  los alumnos del ciclo diversificado. Cuenta también con una casa en la cual habitan las Religiosas “Siervas del Santísimo y de la Caridad.

El plantel fue fundado en abril del año 1953, por Monseñor Crisanto Mata Cova. Hoy en día atiende a 777 alumnos entre mujeres y hombres.

 

 

Ejemplo a Seguir

María Jesús Upegui Moreno pasó haciendo el bien y fundó la primera Congregación Religiosa del Territorio Antioqueño. Toda su preciosa existencia fue gastada en el servicio al prójimo y murió tan pobremente como había vivido. La única herencia que dejo fue su riqueza espiritual, caridad sin límites, entrega generosa y sus manos siempre llenas para socorrer necesidades y sanar heridas. Como ella lo decía y hacía, pasemos de LA HOSTIA DE JESÚS A LOS POBRES DE JESÚS.

 

 

Fundadores del Colegio Nuestra Señora del Valle

Mons. Crisato Mata Cova                      La Madre Brigida

                                   (Arzobispo de Cuidad Bolivar)          (Hna. Maria Teresa Cardona)

      Mons. Darío Crisanto Mata Cova, nació en San José de Aerocuar, (Sucre) el 25 de Octubre de 1915. Curso los primeros estudios en los Seminarios de Cumaná e Interdiocesano de Caracas, pasando luego a Roma, al Colegio Pío Latino Americano. En la universidad Gregoriana se graduó de Licenciado en Teología. En la Universidad Central de Venezuela recibió el título de Doctor en la Facultad de Ciencias Eclesiásticas. Recibió la ordenación sacerdotal en Roma el 8 de abril de 1939. Después de desempeñar varios cargos en su Diócesis, como el de Párroco de El Valle del Espíritu Santo: fue electo segundo Obispo de Cumaná el 21 de Octubre de 1949.

 

     Consagrado Obispo el 13 de Noviembre del mismo año. Tomo posesión de la Diócesis el 19 de Noviembre. El día 30 de Noviembre, tomando posesión de la Arquidiócesis el día 9 de Julio del mismo año. Siendo Obispo de Cumaná, fluyo en su mente la genial idea de fundar un Instituto que sirviera de albergue a las jóvenes constituyéndose el mismo en su guía y custodio inmediato, para luego traer religiosas que fomentaran y continuaran su labor.

 

     Los Sacerdotes, Religiosas y feligreses de toda clase y condición, pueden apreciar en él, la estampa del verdadero Pastor: hombre de oración, varón prudente, sencillo, de solida enseñanza en sus preciosas pastorales, de caridad exquisita, defensor integro de la fe y buenas costumbres. “Padre y protector de los indios guayaneses”.

 

     Toda su vida sacerdotal ha sido una vivencia en la plenitud de su entrega y sacrificio por todos los necesitados, pobre, ignorantes. Esta entrega la demuestra con su esfuerzo por la promoción del indígena quien parece ser la fibra más delicada de su corazón de Padre y Pastor. El Colegio Nuestra Señora del Valle con los sentimientos del más grande aprecio por su fundador, aprovecha esta celebración de sus 25 años para rendirle tributo de amor y gratitud.

 

 la Madre Brígida, por nombre de bautismo María Teresa Cardona Peláez, fue el instrumento providencial para la fundación y consolidación del Colegio “Nuestras Señora del Valle de Cumaná.

 

      A esa lejana y hermosa cuidad se fue ella en la flor de la juventud y allá entregó sus energías frescas e ilusionada a la tarea de fundar un Colegio, de laborar corazones, de nutrir e iluminar inteligencias. Solo Dios conoce en este momento, cuando han trascurrido veinticinco años de siembra, lo que se ha cosechado para beneficio de Venezuela y acrecentamiento de la Iglesia. Nos consta que para la Madre Brígida, todavía juvenil y colmada de energía apostólica, Cumaná es un recuerdo maravilloso y meta de sus peregrinaciones y correrías. La llena en el alma y sueña con verla prospera y floreciente. Su cuna fue Marinilla, una ciudad cercana a Medellín, Colombia y famosa por su apego a la tradición católica y por ser vivero de ciudadanos insignes en la política, la religión, la milicia y las letras.

 

     En esa tranquila aldea vio la primera luz el 11 de Marzo de 1932. El 13 de Febrero de 1949 tocaba ella a las puertas de la Casa Madre de una Congregación religiosa surgida en Medellín en 1903 y titulada: SIERVAS DEL SANTISIMO Y DE LA CARIDAD. La había fundado la Madre Upegui, mujer de exquisitas caridades y se había extendido por toda Colombia en Hospitales, Asilos y Colegios.

 

      El 13 de mayo, de 1951, la Hna. María Teresa, en verde juvenil, se consagraba a Dios y a sus predilectos los pobres, los enfermos, los ignorantes, mediante la emisión de los votos de Pobreza, Castidad y Obediencia, con los cuales verificaba su donación total al Señor. En 1958, su profesión se hacía perpetua y su fidelidad a Cristo se remachaba definitivamente. Alma de aspiraciones, pensó que debía prepararse bien para el servicio de la Iglesia, tal como Esta lo ha pedido insistentemente a las Religiosas de hoy. La Madre María Teresa es normalista superior por estudios realizados en Medellín. Tienen Bachillerato en Ciencias obtenidas en Barquisimeto, Obtuvo el grado de enfermería General otorgado por la facultad de Enfermería de la Universidad de Antioquia en 1961.

 

     Sacó la licenciatura en Educación en la Universidad Pontificia Bolivariana en el año 1971. Es Magister en educación en la especialidad de Sico-Orientación y Consejería por la Universidad de Antioquia desde Diciembre de 1978. Y toda esta lujosa trayectoria de estudios la ha simultaneado con el desempeño de delicados cargos dentro del Instituto: Superiora en Cumaná y Barquisimeto, Secretaria General de la Congregación desde 1964 a 1970; maestra de Novicias y Consejera General desde 1970. Todos estos cargos los ha cumplido con gran esmero, con permanente dedicación y con indeclinable amor al Instituto. Sabemos que vive pensando en la prosperidad de Cumaná y de las demás fundaciones de la Congregación de las Siervas en la fraterna República de Venezuela, a la cual ofreció las primicias de su juvenil Ministerio. Nos consta también, que la gran ilusión de la Hermana Brígida, que con tal nombre se la conoce en Venezuela, es que las jóvenes cristianas de este país se unan a las colombianas en su Vocación y apostolado de Siervas.

 

    

60 Años de Intensa Labor

     En septiembre de 2013, la U. E. Ntra. Sra. del Valle, cumplió sesenta años, cincuenta y ocho de los cuales ha sido dirigida ininterrumpidamente por las Hermanas Siervas del Santísimo y de la caridad, venidas desde Colombia para prestar su colaboración pastoral en esta Arquidiócesis de Cumaná.

  

     La educación de la juventud es una labor misionera. La Iglesia se vale de la educación sistemática para lograr cristianos debidamente preparados que sirvan para formar las comunidades cristianas de cada Parroquia. 

 

     La U.E Nuestra Señora del Valle cumple esta misión a base de una intensa labor educativa, inculcando valores humano-cristianos.

 

    

Insignia de la U.E. Ntra. Sra. del Valle de Cumaná
Insignia de la U.E. Ntra. Sra. del Valle de Cumaná